loader
Foto

TEMPORADA ALTA DE EMBOLSADO DE GRANOS

Desde el Inta consideran que el almacenaje en silo bolsas es una tecnología simple y de bajo costo, pero que requiere tener en cuenta varios aspectos para no fracasar en la conservación.


“El principio básico de las bolsas plásticas para el guardado de granos es similar a un almacenamiento hermético, donde se crea una atmósfera automodificada que disminuye la concentración de Oxígeno y aumenta la concentración de Anhídrido Carbónico”, detalló Rubén Roskopf, investigador del INTA Paraná, Entre Ríos para Inta Informa .

Y agregó: “Si se llega al balance crítico de baja concentración de oxígeno, menor al 2 % y alta de anhídrido carbónico, más de 20 %, se logra el control de los insectos y de los hongos que son los mayores causantes del aumento de la temperatura de los granos”.

Este balance, a través del tiempo, dependerá directamente de que se logre mantener la hermeticidad de la bolsa, es decir sin roturas. Además, especificó que se debe considerar que los granos son organismos vivos y deben estar sanos, sin daño mecánico y limpios, para tener mayor posibilidad de conservación durante el almacenamiento.

Con respecto a como se encuentra la situación este año tanto a nivel regional como nacional en cuanto a esta tecnología Pablo Garcia de Servi Rural dijo: “A mi parecer, teniendo en cuenta que cada año es particular, este año veo una situación local y una nacional completamente diferentes. La situación local a la misma fecha del año pasado, ha disminuido su producción porque se han vendido algunas bolsas menos. Hay una cosa muy clara, que es que no se sabe lo que va a pasar. Hace exactamente un año se declaró la pandemia, y fue tan grande el pedido de bolsas, que no dábamos abasto, incluso hasta contratando nosotros los camiones, para que vayan a buscar a Buenos Aires. Fue algo terrible lo que sucedió. Mucho no se embolsó y me pareció perfecto lo que hizo el productor con la situación de la pandemia, que no se sabía qué iba a pasar en los puertos, con los transportistas, y demás, quería asegurarse la cosecha, lógicamente. Creo que quedaron muchas bolsas sin vender. Todo eso a nivel local, pero a nivel nacional hoy está vendido con la misma cantidad de bolsas que el año pasado, con un mes más. No sé cómo están las demás empresas, pero hay un limitante grande que es el plástico. Nuestra empresa está en condiciones de asegurarle al productor este año que no se va a quedar sin bolsas, pero a nivel nacional hasta el 18 de abril, no hubo entrega. El faltante de plástico es un limitante muy grande y es incluso a nivel internacional, donde la parte energética se centró por otro lado, fundamentalmente por la calefacción a la gente y no tanto a la producción de plástico.

Por su parte, Leandro Cardoso –investigador en Poscosecha de Granos en INTA Balcarce, Buenos Aires– especificó: “La tecnología de embolsado de granos secos requiere un adecuado llenado de la bolsa para expulsar la mayor cantidad de aire posible, no dejando “floja” la bolsa ni tampoco sobrepasar la capacidad de estiramiento aconsejada por los fabricantes, medida en la barra de estiramiento al costado de la bolsa”.

A su vez, recordó que “si bien se trata de una tecnología sencilla, requiere de extremo cuidado para proteger y mantener la integridad de la bolsa. El control debe ser permanente para tapar inmediatamente las roturas”.

Respecto del costo las bolsas aumentaron en comparación con el año anterior un 9% en dólares. Los planes de financiación también se van a achicar, pero lo importante es que siempre se encuentra una solución, y poder contar también para cuando se necesite con este medio de almacenamiento que perdura aún con un gran impacto a través de los años, y fundamentalmente, que le da seguridad al productor, aseguró Pablo García.

A mayor humedad, más riesgo de deterioro

Diversos estudios del INTA demostraron que existe una tendencia al deterioro de la calidad de los granos cuando se almacenan con alto contenido de humedad en silos bolsas. “Únicamente se pueden almacenar granos húmedos, en bolsas plásticas, cuando existen condiciones de emergencia y sin otra alternativa”, advierten los especialistas.

“En todo momento el productor debe recordar que cuanto mejor es la calidad del grano a embolsar, mejor será su conservación”, explicitó Roskopf. Asimismo, señaló que “la calidad inicial influye en gran proporción en el comportamiento de los granos durante el almacenamiento. No se recomienda almacenar en este sistema granos húmedos y además que tengan mucho daño climático y/o mecánico”.

En este sentido, remarcó tres pautas a tener en cuenta: “Al aumentar la temperatura ambiente, cuando los granos están dañados, sucios o con impurezas, el riesgo aumenta”.

“También la temperatura exterior del ambiente tiene gran influencia en el comportamiento de los granos en el interior de los silos bolsas”, especificó.  Esto es importante porque en el desarrollo de microorganismos intervienen, entre otros factores, la humedad del grano y la temperatura.

Es que, cuando las temperaturas superan los 20° C, crece el riesgo de desarrollo de microorganismos, sobre todo en granos húmedos. En la forma práctica, esto se puede interpretar que durante el invierno los granos húmedos almacenados en silo bolsa tienen mejor comportamiento que en verano, por ejemplo, trigo y cebada.

Ventajas de grano húmedo

Sobre esta sistema de conservación Pablo García añadió que para todo lo que signifique alimentación, tanto en el tambo como en la parte de feedlot se ve que cada productor le da un valor agregado a su producción. “Existe la posibilidad de cosechar el maíz o el sorgo, hay disponibilidad de maquinaria, se conservan en perfecto estado, la única cuestión para tener en cuenta es que no le entre aire a la bolsa. También queda el lote libre para hacer un verdeo mucho antes, y también, por supuesto, todo grano debe estar procesado para ser digestible para el animal. Puede estar partido o húmedo, aunque los porcentajes de digestibilidad con este último son mayores. Todo esto se pone dentro de la mezcla, y se obtienen raciones con altísimos beneficios. Es una técnica muy importante, en la que es conveniente elegir maíces de segunda para hacer el grano húmedo. No todo el mundo lo hace, pero al que lo hace, lo felicito, porque mucha gente espera a mayo o junio para cosechar el maíz y que esté seco, y este no se seca nunca, deben hacerlo antes”, concluyó.




Mercados
14/01/2022